Confía en tu matrona

En nuestra sociedad asociamos el embarazo con un estado de felicidad, alegría,…incluso lo podemos escuchar definido como “estado de buena esperanza”. Esto ocurre cuando pensamos en el embarazo como proceso ajeno, cuando lo imaginamos con los demás, pero si estamos hablando de nuestro propio embarazo… probablemente la definición del mismo cambiase y empezaríamos a utilizar términos como miedos, preocupaciones, inseguridades, ansiedades,…
La idea de la maternidad está idealizada, y pocas veces una mujer embarazada se encuentra durante todo el embarazo en un proceso ideal, existen una serie de cambios tantos físicos como psicológicos que suponen un esfuerzo de adaptación por parte de la mujer.

Leer más…Confía en tu matrona