Ropa pensada para la lactancia materna

Estoy convencida que os ha entrado esta duda conforme se aproxima la fecha del parto, al menos a mí me entró y no fue de forma relajada precisamente, tuve una auténtica histeria por tener ropa de lactancia.

Me agobiaba muchísimo pensar que tenía que sacarme la teta, así sin más y que mis camisetas me obligasen a enseñar más de lo que yo quería ( que era muy poco).

Por lo que me puse a investigar qué ropa era la más adecuada para la lactancia materna.

Ropa y lactancia

Antes de dedicarme al mundo matronil, y antes de mi embarazo, esto de la Ropa y Lactancia me hubiese sonado a chino. ¿Cómo? ¿Qué hay ropa específica para la lactancia? ¿Por qué?

Mi percepción del significado “sacarse una teta” fue cambiando conforme se acercaba ese momento, y ya no me parecía tanta locura que existiese una ropa pensada para la lactancia materna.

Aquí tengo que deciros que nunca he sido mucho de enseñar el pecho, siempre lo he tenido grande, y complejos que tiene una, siempre he preferido llevarlo tapadito, con sujetadores reductores, que eran de todo menos bonitos, así que de enseñarlos nada de nada. Seguro que si alguna de vosotras tenéis el mismo complejo que yo, sabréis de qué estoy hablando.

Así que, cuando se acercaba el parto, yo que tenía muy claro que pensaba dar lactancia materna a mi bebé, también era consciente de que para conseguir tener una lactancia materna exclusiva exitosa necesitaba dar el pecho a demanda y de forma continua. Que esto traducido al tema del vestuario, significaba tener siempre una teta fuera, y dependiendo de lo que me pusiera ese día sólo el pecho o quedarme en sujetador.

En las clases de preparación al parto, cuando hablo acerca de qué hay que preparar para el parto, les cuento a las mamás lo importante que resulta ( al menos para mí), tener un atuendo adecuado para la lactancia materna. En especial para esos primeros días tras el parto, en los que puede ser que la madre se encuentre cansada, con los cambios hormonales y el bebé quiera estar todo le día enganchado al pecho. Ya sabéis que para conseguir una lactancia materna exclusiva, hay que ofrecer el pecho a demanda, por lo que cuanto más cómodas estéis mejor.

Qué ropa necesito para la lactancia

Es importante que os llevéis ropa cómoda para la lactancia, y la que es cómoda es toda aquella que está pensada específicamente para ello, como por ejemplo los sujetadores de lactancia, o camisones de lactancia. La diferencia fundamental de esta ropa es que llevan un clic en el tirante, que permiten bajar la tela que cubre el pecho sin quitar el sujetador, de tal forma que cuando le vas a dar leche materna al bebé, no hace falta quitarte el sujetador entero, y mostrar a las visitas todos tus encantos.

Seguro que habéis pensado compraros un camisón bonito para vuestra estancia en el hospital, yo en estas cosas nunca pienso. Pero ya estando de matrona en la planta de puerperio me dí cuenta que muchas mujeres se compraban camisones muy chulos para no ir con el del hospital, que no nos engañemos, es feo, feo, feo. Yo os aconsejaría que fuese un camisón de lactancia materna, aseguraros que lleva ese clic del que os he hablado antes.

Si no sois de camisón ( yo creo que he tenido un camisón en toda mi vida, y tenía 10 años cuando lo tuve), y pensáis que vais a estar más cómodas con una camiseta, llevaros una que sea amplia o una camiseta de lactancia. Cuando el bebé se empieza a amamantar, hay que ver bien cómo es el agarre y asegurar que la postura es la correcta, por lo que es necesario que el pecho quede al descubierto. Yo me llevé al hospital unos pantalones de premamá amplios, y una par de camisetas de lactancia materna del H&M, que tuve que ir a comprarme alrededor de la semana 37. Porque cómo os he contado, me dio un ataque de histeria y parecía que sin esa ropa de lactancia no podía parir.

Seguro que estaréis pensando que al final sólo os he hablado de la ropa y lactancia de cara al parto, pero luego ¿qué pasa?

La verdad es que al principio de la lactancia es cuando más se necesita este tipo de ropa, facilita mucho la vida y luego cuando vas cogiendo destreza resulta más fácil dar el pecho sin enseñar prácticamente nada.

Una de las prendas, con las que yo al final no me he conseguido hacer ha sido con los vestidos y la lactancia; tengo amigas que dando el pecho se siguen poniendo vestidos, sacan el pecho por el escote y ya está, pero yo no sé si será por los tipos de vestidos que tengo, pero apenas me los he podido poner, ( y eso que ya voy por dos años de lactancia materna).

No os preocupéis las amantes de los vestidos, que existen unos vestidos de lactancia, que tienen unas aberturas a los lados, que permiten dar el pecho llevando vestido.

Si al principio os da mucho apuro dar el pecho por la calle, podéis levar con vosotras una tela cubre lactancia, que son una tela tipo gasa, que es muy fresquita y os la ponéis por encima del hombro de tal forma que vosotras podáis ver a vuestros bebés, pero os cubra el pecho.

Si no tenéis pensado dar el pecho, y optáis por la lactancia artificial, no es necesario que os compréis ninguna prenda para la lactancia, porque aunque puede ser que tengáis la subida de la leche, con un sujetador de embarazo sería suficiente.

Yo aún sigo utilizando sujetadores de lactancia, me resultan comodísimos, y aunque al principio utilicé mucha ropa de lactancia, hoy en día ya uso menos, pero claro, también es verdad que le doy menos veces el pecho.

A las que os dé un poco de corte esto de sacar la teta en público, deciros que al final se pasa, cuando tu hijo llora y tiene hambre no hay vergüenza que valga, y al final te vas acostumbrando y ese pudor inicial va desapareciendo.

¿Qué ropa de lactancia habéis llevado vosotras?

Deja un comentario

12 − diez =

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.